Créetelo

Una persona demasiado creída puede llegar a ser descreída con los otros. Cree en ti mismo y, también, en los demás. La prudencia no debe confundirse con tener reservas.

Aún no hemos subido contenido a esta sección, para ver todas las maneras de ser feliz en la Costa Cálida que hemos publicado, pincha aquí